Ruta de los Hermanos Grimm

por | Rutas temáticas, Top Destinos

Recorrer el mundo es una manera perfecta para crecer y aprender a valorar sus diferentes culturas. Es también el momento idóneo para revivir historias con las que todos hemos crecido y soñado en algún momento, con formar parte de ellas. Hadas, príncipes y villanos convivían con nosotros de la manera más espontánea y, en este universo, los hermanos Grimm eran una de las piezas más importantes en nuestro imaginario, ya que ellos eran los padres y creadores de criaturas tan fascinantes como La Bella Durmiente, Caperucita Roja, Rapunzel, La Cenicienta, Hamelín, Los Músicos de Bremen o el Gato con botas.

Han pasado los años pero, sí echamos la vista atrás, seguramente muchos de nosotros aún guardamos, como un tesoro, aquellos cuentos que nos trasladaban a vivir aventuras, de esas en los que los malos eran muy malos y los buenos eran héroes de bellos rostros y vidas que invitaban al asombro. Por eso quiero proponeros una ruta en la que, por un momento,  volveremos a ser aquellos niños de ojos abiertos al mundo, para invitaros a un recorrido que nos llevará a descubrir la Ruta de los hermanos Grimm, situada en el corazón de Alemania, a través de 600 kilómetros de decorados fabulosos, que nos conducirán desde Hanau hasta Bremen, en una ruta inolvidable.

Paisajes de excepción

Con 4.249 áreas de servicio, Alemania se ha convertido en uno de los países más comprometidos con el Turismo Itinerante en Europa. Asimismo, los pueblos, bosques y castillos encantados de la Región de Hesse, que sirvieron de inspiración a los Hermanos Grimm en sus cuentos, nos mostrarán un patrimonio turístico realmente interesante, formado por ocho parques naturales, encantadores parajes de montaña, y paisajes fluviales que no dejarán indiferente a ningún viajero. Sus coloridos pueblos de cuento y sus románticas ciudades irán pasando, casi sin darnos cuenta, hasta terminar las páginas de este libro repleto de vivencias, que iremos descubriendo por el camino.

Hanau

Alsfeld

Schwalmstadt

Marburg

Bad Wildungen

Kassel

Hofgeismar

Hamelin

Hanau, inicio de la ruta

Comenzaremos nuestra ruta en la ciudad natal de los Hermanos Grimm, Hanau, una población en la que Jakob y Wilhem pasaron sus primeros años. En ella podremos encontrar una estatua dedicada a los lingüistas y un paseo entre vestigios medievales, que evoca la época en la que transcurren muchos de los cuentos de los Grimm.

La población no es sólo conocida por la multitud de leyendas en las que aparece, sino por su comercio y artesanía de artículos de oro y porcelana, por lo que es recomendable visitar la Goldschmiedehaus, Casa de los Orfebres Alemanes, un extraordinario edificio con entramado de madera vista, provisto de un afilado tejado a dos aguas; y el Schloss Philippsruhe, un palacio próximo a la ciudad que alberga una gran exposición de objetos de porcelana de Hanau.

Alsfeld y Schwalmstadt, tras los pasos de Caperucita Roja

Nuestra siguiente parada nos conducirá por bosques cada vez más verdes e inquietantes, hasta una de las poblaciones más bellas del recorrido, Alsfeld, una localidad que parece salida de un cuento de hadas. Es precisamente durante este recorrido donde podremos imaginar mejor los paisajes que albergaron al lobo feroz y la casa de la abuela de Caperucita.

En la población visitaremos su Ayuntamiento gótico, uno de los más espectaculares del país, el palacio renacentista Hochzeitshaus y la casita en la que se supone vivió Caperucita Roja. En las calles del casco antiguo se levantan, además, algunos ejemplos de bonitas casas de piedra con entramados de madera, la mayoría del siglo XIV. Aunque sí queréis visitar la casa-museo de Caperucita, deberéis dirigiros hasta la población de Schwalmstadt, situada a 20 kilómetros. Eso sí, hemos de señalar que la población en sí no es tan bonita como Alsfeld.

Marburg y los Hermanos Grimm

Tras visitar a Caperucita Roja, nos dirigiremos a la pintoresca Marburg, una ciudad universitaria en la que los hermanos Grimm estudiaron derecho. De ella, Jakob Grimm dijo que tenía más escalones en sus calles que en sus casas, y efectivamente durante nuestra visita podremos corroborarlo, ya que entre escaleras, callejones y casas medievales, nos perderemos en su atractivo casco histórico, dominado por el castillo que ocuparon los príncipes de Hesse entre los siglos XIII y XVII, ahora transformado en un museo con una sección dedicada a los Hermanos Grimm.

Bad Wildungen y Blancanieves

Nuestra siguiente parada nos conducirá hasta la ciudad balneario de Bad Wildungen, donde visitaremos su centro histórico, coronado por el Palacio Friedrichstein, en el que hace siglos vivió una bellísima joven princesa que murió envenenada y que, más tarde, los hermanos Grimm convertirían en Blancanieves y los 7 enanitos, basándose en su historia real. La falta de artificio de las poblaciones que engloban esta ruta la convierten, aún más si cabe, en una ruta repleta de encanto, pues no hace falta saber que el castillo de Blancanieves se encuentra en la población para reconocerlo nada más verlo. ¡Es así de sencillo!

Como por arte de magia descenderemos hacia el centro histórico de Bad Wildungen, para probar su delicioso apelstrudel y comprobar, en primera persona, el por qué Blancanieves sucumbió al veneno de su famosa manzana, y es qué las manzanas de Bad Wildungen son tan deliciosas, que degustarlas se convertirá en un verdadero deleite para el paladar. Si todavía os habéis quedado con más ganas de conocer más sobre Blancanieves, podréis visitar su museo, en la localidad de Bergfreiheit, situada a tan solo 12 kilómetros de Bad Wildungen.

Kassel y su Patrimonio Cultural

Lo primero que llama la atención al aproximarse a la localidad de Kassel es la imponente estatua de Hércules, de 71 metros de altura, que preside la colina del Parque Wilhelmshöhe, situada al oeste de la ciudad. Desde su cima, además, podréis ver las fantásticas vistas de la cascada escalonada, que acaba en los lagos del palacio neoclásico de Kassel, construido en el siglo XVIII.

Kassel tiene infinidad de lugares a visitar como la Orangerie, situada en el Parque Karlsaue, que alberga un museo de astronomía, o el museo Fredericianum, pero sin duda el Palacio Bellevue es su joya más preciada, pues es en este palacio donde se encuentran las obras originales de los Grimm, declaradas Patrimonio Cultural por la Unesco.

Hofgeismar y la Bella durmiente

A unos 20 kilómetros al norte, en dirección a Göttingen, encontraremos el pueblo medieval de Hofgeismar y, muy cerca de él, el bosque encantado de Reinhardswald, que guarda la fortaleza de Sababurg, donde se encuentra el castillo en el que la Bella Durmiente esperó pacientemente el beso de su príncipe.

Sí continuáis la ruta hacia el norte, por el valle del río Wesser, encontraréis pueblecitos como Oberweser, donde podréis descubrir el cuento de El gato con botas, o revivir la historia de la Cenicienta, en la población de Polle. 

Un flautita, y unos singulares músicos

Más al norte y alejadas nos esperan Hamelin, situada a 136 kilómetros de nuestra actual posición, y Bremen (282 km), punto y final de nuestra ruta. En Hamelin nos espera el flautista más famoso del mundo y una población invadida por ratones, que fue rescatada a golpe de flauta. En ella se representa su famosa historia por sus calles medievales, cada verano, y no os podéis perder la casa Rattenfängerhaus, de 1603, situada en la calle Osterstrasse, que rememora el famoso cuento.

En cuanto a Bremen, sí queremos descubrir la historia de sus famosos músicos, deberemos ir hacia la céntrica Plaza del Mercado para visitar la Catedral de San Pedro y, sobre todo, las casitas de su antiguo barrio de pescadores conocido como Schnoor, en el que se resumen los más de mil años de historia de esta ciudad, a la que estos singulares músicos han dado tanta fama.

Y así, en la icónica estatua inspirada en el cuento Los Músicos de Bremen, conoceremos algo más de sus protagonistas: un burro, un perro, un gato y un gallo, finalizando nuestro especial, no sin antes incitaros a tocar con las dos manos a la vez, las piernas del burro, ya que dicen que quien lo hace tiene la suerte asegurada.

Texto: Loli Beltrán  ·  Fotografias: Wikimedia, excepto portada

¿Quieres tener este reportaje?

Hazte con el Magazine #49

Descubre otros lugares interesantes

¿Te ha gustado este artículo?

¿Te ha gustado este artículo?

Si quieres estar informado de todo lo que ocurre en On Road Magazine, suscríbete a nuestro boletín gratuito de noticias. Viajes, noticias de actualidad, vehículos, sorteos y mucho más!

Tu suscripción a nuestro boletín se ha realizado correctamente.